Vistas a la página totales

martes, 3 de mayo de 2011

Para no olvidar. 3 de mayo y libertad de prensa

De: Adriana Saavedra
3 de mayo de 2011
    Hoy 3 de mayo, además de rememorar el día de la Santa Cruz, los paceños  festejamos  el 476 aniversario de nuestro Municipio, porque precisamente el 3 de mayo de 1535, Hernán Cortés navegando por el hoy golfo de California, lo bautizó como Mar de Cortés, desembarcando  en la bahía de La Paz, hoy capital de Baja California Sur, a la que nombró “Puerto y Valle de la Santa Cruz”. Según historiadores, Hernán Cortés no fue el primero en pisar tierras sudcalifornias, sin embargo, ,hoy en día considerado como su descubridor y la fundación de La Paz, esa es la sintetizada razón por la que hoy se celebra la fundación de esta tierra nuestra.
Asimismo, en esta fecha, los hombres y mujeres que trabajan en el mundo de la construcción, arquitectos, ingenieros, contratistas, pero muy especialmente los albañiles, reservan una tradición y festejan. Los hombres de la cuchara, disfrutan de una jornada de descanso que transcurre al inicio en la propia obra, en dónde se organiza una comida, tras decorar someramente la construcción, acuden a una iglesia para dar gracias por el trabajo que les ocupa y que les permite ganarse la vida, bendicen cruces y la mayoría de las veces acostumbran a ponerlas ya bendecidas en el lugar que previamente adornaron.

Otra conmemoración en este día y quizás la menos conocida es la conmemoración del Día Mundial de Prensa, fecha declarada por la Asamblea General de las Naciones Unidas por  en 1993, por recomendación de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura. De acuerdo a la información divulgada por esa organización, la fecha se eligió en coincidencia a la conmemoración de la Declaración de Windhoek, Namibia (África) que asume el Fomento de una Prensa Africana Independiente y Pluralista. La resolución de 1991 titulada "Fomento de la libertad de prensa en el mundo" reconoció que una prensa libre, pluralista e independiente era un componente esencial de toda sociedad democrática. Según el texto en mención, la Conferencia General invitó al Director General de la UNESCO a que transmitiera a la Asamblea General el deseo expresado por los Estados miembros de la UNESCO de que el 3 de mayo se proclamara "Día Internacional de la Libertad de Prensa", como resultado de la resolución de 1991 que habla sobre la promoción de la libertad de prensa en todo el mundo y ha reconocido que una prensa libre, plural e independiente es un componente esencial de cualquier sociedad democrática.

En 2010 México era el segundo país con mayor número de periodistas asesinados, ahora somos el primero, recordemos a las locutoras triquis, a Ochoa Martínez y a otros que murieron en cumplimiento de su profesión. De acuerdo a Periodistas-Es, organización internacional de periodistas, en Iraq (2007-2008), un país en guerra con un ejército de ocupación permanente y un gobierno completamente deslegitimado, y Filipinas (2009), donde los periodistas simplemente han decidido andar armados. Hay tiroteos en las calles y Portan armas uzi; aún así en México mueren mas periodistas que en Irak. De acuerdo a una estadística filtrada por “Tendencias y Opiniones”  un periodista muere cada diez días, en su comunicado se puede leer: “México está callado y ciego y a nuestros gobernantes no parece importarle mucho. Nuestro sistema de justicia está roto y carece de dientes.”  Una desoladora frase para el gremio de los comunicadores.

No hace mucho, la población mexicana ha sido testigo del asedio y hostigamiento de periodistas en este sexenio,  José Gutiérrez Vivó y Carmen Aristegui, son solo dos de los muchos a los que se les ha censurado.

A través del tiempo, esta fecha le recuerda al mundo las violaciones a los derechos de la libertad de expresión y que muchos periodistas, fotógrafos, locutores, camarógrafos, blogueros y reporteros, alrededor del mundo, han puesto en riesgo sus vidas para que por su conducto y por decisión personal y profesional, se promueva la libre expresión y el flujo de la información, con el único fin de afirmar la libertad de prensa.